21 de septiembre de 2020

Isabelino Mereles, centrodelantero goleador

Jugó 20 temporadas, durante las cuales militó en clubes de la Liga Paranaense, otras entidades del Alto Paraná, inclusive, del exterior. Minguero genuino. Su principal virtud era ser goleador. Con sus casi 2 metros de estatura, era temido por los defensores adversarios. Contenerlo resultaba una misión casi imposible. Brilló con creces en el balompié paranaense, especialmente en su querido Minga Guazú.

Isabelino “Gato” Mereles Pino. Incursionó a temprana edad (14 años) en el fútbol, su pasión y principal fuente de distracción, en la entonces Colonia Presidente Stroessner, hoy Minga Guazú.

Humildad es una cualidad inherente en él. En su lenguaje estuvo y sigue estando esa palabra que para “Gato” es indispensable para que un futbolista sobresalga y sea querido en el mundo deportivo.

Colgó los botines en el 2005, tras 20 años de vigencia, durante los cuales marcó goles antológicos, decisivos. La cantidad de anotaciones ya no recuerda, pero sí tiene impregnado en su memoria y en su corazón, momentos inolvidables, que solamente el fútbol puede dar, según refirió.

INICIOS

 “Tenía 14 años, cuando de motus propio fue al Deportivo Minga Guazú. Era muy joven, pero con buena estatura. Recuerdo que el finado Baruja (Eustacio) era el técnico de la juvenil, donde comencé a jugar. En primera el entrenador era el profesor Benicio Ferreira. Un año después debuté en Primera”, significó Mereles

.

APODO

“Mi papá era ‘Mbarakaja’ (Gato), entonces como era hijo del gato, me quedé como ‘Gato’. Ese apodo la gente me puso cuando era niño, así me conocían en Minga Guazú y cuando jugué al futbol, era más conocido con el apodo de ‘Gato’”.

Isabelino Mereles (i), con Wilfrido Miiranda

UN TÉCNICO

Eduardo Rivera. El me enseñó y me ayudó mucho. Ser futbolista no es fácil, como la juventud de ahora piensa. Implica muchas cosas y sobre todo disciplina. El jugador de fútbol es una persona, a veces sobresale y muchas veces no. Es una persona común, que debe ser humilde para sobresalir, porque si es talentoso y no es humilde, las puertas se les pueden cerrar. Para mí, Rivera fue un gran maestro, porque no solo me enseñó fútbol sino otras cosas que generalmente, el técnico no enseña a sus jugadores”, expresó.

AYER Y HOY

 “Antes teníamos amor a la camiseta y voluntad para jugar, teníamos deseos, muchas ganas de entrenar y esperar el domingo, día del partido oficial. Para mí era mi pasión. Ahora, no hay amor a la camiseta, muchos ni respetan los colores de su club o de la selección en que están. Se han perdido valores que los padres deberían enseñar, los jugadores ya no respetan a sus técnicos. O mientras el técnico les habla, ellos están con sus celulares en la mano. Ya no quieren escuchar al que tiene más experiencia, creen que dedicarse al fútbol es un hobbie, conste que actualmente hay vitaminas, medicamentos, mejor preparación, mejores profesionales,, aún así no se arman buenos equipos”, enfatizó.

REGALOS DEL FÚTBOL

 “El fútbol me dio muchísimos amigos, pero muchísimos. A donde vaya siempre me han recibido bien. Es una satisfacción para mi, porque solo el fútbol puede brindarte mucho amigos, que te abren puertas en cualquier lugar”, refirió.

ANÉCDOTA

 “Recuerdo que varias veces actué de médico. Pero la primera vez fue simpático, pero en esa época no había médico y entonces tuve que aplicarme a mi mismo una inyección, Lascavit. Pero los demás se resistieron y tuve que convencerles para que me acepten como médico y así aplicarse el complemento vitamínico”, dijo.

MENSAJE PARA LA JUVENTUD

 “Para los que quieren ser futbolistas, que encaren con seriedad, humildad y mucha disciplina este trabajo, que da muchas satisfacciones. Que escuchen a los mayores, a los más experimentados y especialmente a su técnico. Si no aplican estas cosas difícilmente sobresalgan como futbolistas, porque no aprenderán, no respetarán y lo más probable es que terminen frustrados”, explicó “Gato”.

FICHA

Nombre: Isabelino

Apellidos: Mereles Pino

Apodo: Gato

Fecha de nacimiento: 02/07/1971

Lugar de nacimiento: Minga Guazú

Esposa: Elva Rosa Collante

Hija: Ingrid Vanessa

Estatura: 1,87 metros

Puesto: Centrodelantero

Trayectoria: Minga Guazú, Boquerón, Atlético Stroessner  (Liga Paranaense), Nanawa (Preintermedia), Hernandarias (Liga Hernandariense), Sol Naciente (Liga Caarendy), Olimpia de La Colmena , Ex Alumnos 185 (Misiones, Argentina)

Logros: 1991: Campeón con Minga Guazú en 1991, campeón del nacional de Interligas con selección Paranaense en 1997, campeón con Ex Alumnos 185 en Argentinos B.

Isabelino Mereles exhibe un recorte de diario, cuando Paranaense fue campeón nacional de Interdigas en 1996.
https://twitter.com/deportescdepy
Visit Us
Follow Me
YOUTUBE
https://www.instagram.com/deportescde/?hl=es-la